logoAICgris  RadioIconTop

Celebra IMT 30o aniversario


Por Israel Pérez Valencia

Santiago de Querétaro, Querétaro. 9 de octubre de 2017 (Agencia Informativa Conacyt).- Desde su nacimiento en abril de 1987, el Instituto Mexicano del Transporte (IMT), órgano desconcentrado de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT), ha impulsado el conocimiento y desarrollo tecnológico enfocado en la cultura vial, la infraestructura carretera, ferroviaria, portuaria y aeroportuaria, los sistemas de transporte y su logística, así como la evaluación y adaptación de nuevas tecnologías y materiales. 

30 head 10917

En el marco del 30o aniversario del IMT, su director general, Roberto Aguerrebere Salido, detalló a la Agencia Informativa Conacyt las aportaciones del instituto durante estos años, que en un principio se orientaron a la generación de recursos humanos especializados y que después lo llevaron a incidir en los nuevos retos del transporte tras la apertura de nuestro país al comercio internacional.

“El IMT ha contribuido en diversos órdenes, uno de ellos es el tema de la cultura del transporte. Cuando el instituto se creó, por parte de la SCT, no había trabajo de investigación sobre estos temas en México. A partir de ello, nos enfocamos en crear posgrados especializados en planeación de transporte porque ya había especialidades en vías terrestres y construcción, en general, muy dirigidas a edificación; así, el propósito de generar investigadores e ir poblando este instituto fue de nuestras primeras tareas”, recordó.

Aguerrebere Salido detalló que a partir del Acuerdo General sobre Aranceles Aduaneros y Comercio (GATT, por sus siglas en inglés), existió en México la necesidad de estudiar y entender los retos del transporte nacional e interurbano, así como la atención a la demanda creciente.

Roberto Aguerrebere Salido director del Instituto Mexicano del TransporteRoberto Aguerrebere Salido, director del Instituto Mexicano del Transporte.“En ese sentido, las actividades del IMT se enfocaron en generar una conciencia respecto al transporte a nivel nacional y su crecimiento ante la apertura comercial, en temas como infraestructura carretera, de ferrocarriles, puertos y aeropuertos, además de la operación del transporte, el ordenamiento del sector, su desregulación y la participación del sector privado”, puntualizó.

Explicó que, en ese contexto, el IMT comenzó a generar estudios de logística, importación y exportación, metodologías de planeación de transporte regional, la promoción de cursos de actualización profesional, el establecimiento de vínculos internacionales con la Asociación Mundial de la Carretera, entre otros, además de investigación y desarrollo de software sobre sistemas y procesos de conservación de carreteras.

“Se comenzó a introducir el concepto del intermodalismo, entendido como la combinación integrada de medios de transporte, la conservación moderna de carreteras y la optimización de recursos. Luego vino el estudio de la interacción entre vehículos y la infraestructura, donde se contemplaron los efectos físicos de los vehículos de carga y pasajeros en los pavimentos y en la geometría de las carreteras, así como la seguridad y operación de los vehículos”, detalló.

Otras de las líneas de investigación en el Instituto Mexicano del Transporte se enfocan en la instrumentación de vehículos y estructuras inteligentes —es decir, puentes o túneles—, donde se analiza el comportamiento durante su servicio mediante fibra óptica y diseño de software para interpretar la información de estructuras específicas, además de la generación de conocimiento respecto a nanotecnologías empleadas en nuevos materiales para la construcción de infraestructura del transporte.

“El instituto busca adaptar, evaluar y adoptar tecnologías, así como desarrollar métodos en el área de materiales, particularmente en la durabilidad de las estructuras. Tenemos líneas de investigación vinculadas a tecnologías digitales y nanotecnologías aplicadas a materiales de construcción de infraestructura carretera, como cementos, concretos, compósitos e incluso zeolitas sintéticas, es decir, geomateriales que se pueden reproducir para mejorar las propiedades de los suelos o la roca y formar con ellos carpetas de pavimentos”, sostuvo.

El director general del IMT subrayó que, en lo que se refiere a la información digital, el instituto estudia, a través del big data, el comportamiento de la demanda de transporte para racionalizar tanto la planeación de la infraestructura que se requiere para mover personas y mercancías, como el uso de los vehículos.

El papel del Laboratorio Nacional en Sistemas de Transporte y Logística (SiT-LOG)

Respecto al Laboratorio Nacional en Sistemas de Transporte y Logística (Sit-Log) del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) con sede en el IMT, Roberto Aguerrebere Salido indicó que uno de sus objetivos es establecer una vinculación con las empresas, ofreciendo soluciones que reduzcan sus costos logísticos, promoviendo la competitividad, además de reducir la presión sobre la infraestructura de transporte, los efectos al medio ambiente, accidentes y pérdidas económicas.

“El laboratorio cuenta con una infraestructura importante en capacidad computacional y desarrollo de software, además de una red temática de investigación en sistemas de transporte y logística (Sit-Log). Ya hicimos un proyecto con una empresa internacional de software de simulación de transporte, a nivel de revisión de algoritmos y se tiene una propuesta, junto con el Laboratorio Nacional de Geointeligencia (Centrogeo), para estudiar la zona del istmo de Tehuantepec. Ya contamos con un modelo bimodal de transporte que conjunta vías ferroviarias y carreteras para los flujos de carga y vehiculares, para analizar, entre otros, la infraestructura de las zonas económicas”, enumeró.

El director general del IMT resaltó que en este laboratorio está en proceso, además, un modelo de logística urbana inteligente para la zona céntrica de la ciudad de Querétaro, en colaboración con el ayuntamiento de Querétaro y empresas privadas, y el cómo utilizar la aeronáutica no tripulada —que ofrece la posibilidad de usar la percepción remota y el manejo de imágenes— en la logística, además de abordar la seguridad vial y pública del transporte en lo que se refiere a rutas y gestión de riesgos para las empresas de transporte, suministro y distribución.

El Instituto Mexicano del Transporte alberga al Laboratorio Nacional de Sistemas de Transporte y Logística (Sit-Log Lab) del Conacyt. Es una unidad de investigación aplicada conformada por el IMT, el Instituto Tecnológico de Sonora (Itson), la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) y la Universidad Autónoma de Yucatán (Uady) para reforzar la infraestructura y equipamiento para el desarrollo científico, la innovación y la formación de recursos humanos en las áreas de transporte, logística y cadena de suministro, con el objetivo de optimizar recursos, generar sinergias entre la academia, empresa y gobierno a través de nuevos productos y servicios de valor agregado.

 

arroba14010contacto 1 Ing. Roberto Aguerrebere Salido
Director general del Instituto Mexicano del Transporte

corrico dos Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

image icon01Descargar fotografías.

pdf iconVer texto en pdf.

 

Licencia de Creative Commons
Esta obra cuyo autor es Agencia Informativa Conacyt está bajo una licencia de Reconocimiento 4.0 Internacional de Creative Commons.



Agencia Informativa Conacyt

Acerca de ≈

¿Quién está detrás?

>  info@conacytprensa.mx

  • Teléfono (55) 5322 7700 ext: 1030
Algunos derechos reservados 2015 ®
Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología
Conoce nuestras políticas de privacidad
logosfooter

México, CDMX

Av. Insurgentes Sur 1582. Delegación Benito Juárez 03940