logoAICgris  RadioIconTop

Cursos de robótica para aprender jugando


Por Hugo Valencia Juliao

Ciudad de México. 30 de noviembre de 2017 (Agencia Informativa Conacyt).- Como parte de las actividades de RobotiX, durante la temporada de verano imparten para los niños un curso enfocado en diferentes ejes temáticos relacionados con la robótica y la tecnología. 

cursos-head-113017.jpg

El objetivo de estos cursos de verano que se llevan a cabo en todas las sedes de RobotiX es incentivar a las niñas y niños a aprender aspectos básicos de robótica y programación a través de la práctica. 

RobotiX busca el empoderamiento de las niñas y niños en la ciencia y tecnología que logre generar un impacto en su formación. Para ello, los niños realizan diferentes actividades mediante procesos lógicos y creativos, en los cursos de verano aprenden cómo funciona la tecnología y cómo se puede utilizar para crear soluciones.

Ilse-Álvarez4.jpgIlse Álvarez.Ilse Álvarez Ramírez, responsable del diseño curricular en RobotiX dijo que buscan que desde edades tempranas los niños tengan una acercamiento más sano hacia la ciencia y tecnología que además de aprender les permita jugar.

“Los cursos de verano se ejecutan cada año, tenemos una oferta variada. Están enfocados a que los niños conozcan, se acerquen y así despierten ese interés hacía las tecnologías exponenciales”, comentó en entrevista con la Agencia Informativa Conacyt.

Agencia Informativa Conacyt (AIC): ¿Cuántos cursos hay y cómo se diferencian?

Ilse Álvarez Ramírez (IAR): Hay distintos cursos que se clasifican por edades y contenidos. Existen cursos para niños desde los cinco años hasta de 12 en adelante. Ahí depende de cada quien, es decir de sus áreas de interés.

Tenemos cursos desde mundo animal donde ven conceptos básicos de programación y electrónica hasta impresión y diseño en 3D, pasando por otros niveles de distinta complejidad.

En todos los niveles tratamos de inculcar el trabajo colaborativo que es fundamental en el avance de la ciencia y tecnología alrededor del mundo.

Niños-robotix3.jpgTambién tratamos de expandir los horizontes en estos cursos colaborando con investigadores y personajes de diferentes especialidades para que tengan un contacto directo con los participantes.

Vamos a tener un curso de biotecnología al cual vendrá a impartir una investigadora del MIT, en el cual habrá cosas muy interesantes de temas básicos del mundo vivo. Desde aspectos como el ADN de los seres vivos hasta la bioética.

AIC: ¿Porqué a los jóvenes que deciden tomar un curso de este tipo en lugar de actividades tradicionales?

IAR: Actualmente la robótica y la ingeniería están cada vez más presentes en todos los ámbitos de la vida por lo que tratamos que los niños perciban la importancia que radica en entender cómo funcionan las cosas que los rodean.

Lo que tratamos de ofrecer está muy volcado hacia las competencias del siglo XXI. Concebimos a la robótica como un medio para desarrollar esas habilidades.

En esa misma línea, la robótica en campos como la agricultura, la medicina y en muchos otros se está volviendo una parte fundamental para incrementar la productividad y aprovechar de mejor forma nuestros recursos.

Gracias a que los jóvenes ya están inmersos en diversos aspectos de la tecnología, la robótica y la programación, ya ven todo esto como una forma normal de divertirse y aprender de forma práctica.

AIC: ¿Cómo logran el involucramiento a la ciencia y tecnología de las niñas?

IAR: La oferta de RobotiX es tan diversa que logramos atraer a las niñas a diferentes cursos que les puede llamar la atención. Con actividades que busca la inclusión y que no son exclusivas de un solo género.

Sin embargo, todavía sigue predominando el género masculino en los cursos pues es algo que les sigue llamando más la atención a los niños. Pero en nuestra experiencia hemos tenido un avance en que cada vez más niñas se inscriben a nuestros cursos.

Por eso hemos tratado de diversificar nuestra oferta para eventualmente tener al mismo número de mujeres que de hombres en nuestros salones.

AIC: ¿Qué aprenden en un curso de verano los niños que nunca han tenido un contacto con la robótica?

IAR: Lo que aprenden más que nada a corta edad es a atender instrucciones, es decir, cómo trabaja un robot y cómo te entiende un robot. A veces estamos acostumbrados a la tecnología muy simple, por lo que los niños tiene que saber que estas máquinas funcionan bajo comandos muy específicos.

Les queremos enseñar esa lógica de programación bajo la que no solo funcionan los robots sino cualquier sistema informático, y que ese conocimiento les va a dar ventajas competitivas en toda su vida académica y posteriormente, profesional.

cursos-rec1-113017.jpgPor el lado de la electrónica los niños conocen los componentes básicos de un robot y de los sistemas mecatrónicos. Empiezan a identificar lo que es la tecnología.

Utilizamos una interfaz muy fácil de usar, que es por imágenes por lo que los niños se guían de una forma más intuitiva y van avanzando por etapas. Con su propia experiencia van aprendiendo diferentes lenguajes.

AIC: ¿Cómo es un día normal en el curso?

IAR: En primer lugar nos importa mucho que los niños estén despiertos, por ello primero iniciamos la jornada con una activación física con juegos que se pueden hacer en grupo, además de que fomentan el compañerismo.

El propósito de estas actividades tienen el propósito de que conozcan más a sus compañeros para que puedan colaborar y trabajar en equipo en los proyectos dentro del salón.

También trabajamos en los chicos la parte de conceptualización del día, es decir, qué o cuáles son las actividades que se van a hacer en el día. Esto lo hacemos porque los niños deben tener claras las metas que se van a alcanzar en el día.

Después viene la parte de las prácticas, en las que los niños ensamblan los robots, los programan dependiendo del proyecto que estén realizando. Lo importante es eso, que los niños tengan esa interacción con los robots o con la tecnología para que lo vean de forma lúdica.

Al final del día siempre se hace un reto que pueda demostrar lo que aprendieron y así poner a prueba sus habilidades con el objetivo de que estas siempre puedan ir mejorando.

También se hace una retroalimentación sobre las actividades del día y los temas que se verán al día siguiente.

La oferta de RobotiX en los cursos de verano se relacionan en todos los niveles con los cursos normales para que puedan seguir aprendiendo y teniendo estas clases de robótica todo el año.

La educación en ciencia y tecnología en México tiene que vivir una revolución porque la demanda de las industrias así lo requiere y el mundo va encaminado hacia allá.

 

image icon01Descargar fotografías.

pdf iconVer texto en pdf.

 

Licencia de Creative Commons
Esta obra cuyo autor es Agencia Informativa Conacyt está bajo una licencia de Reconocimiento 4.0 Internacional de Creative Commons.



Agencia Informativa Conacyt

Acerca de ≈

¿Quién está detrás?

>  info@conacytprensa.mx

  • Teléfono (55) 5322 7700 ext: 1030
Algunos derechos reservados 2015 ®
Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología
Conoce nuestras políticas de privacidad
logosfooter

México, CDMX

Av. Insurgentes Sur 1582. Delegación Benito Juárez 03940