logoAICgris  RadioIconTop

Evalúan riesgo volcánico de la Isla Socorro


Por Amelia Gutiérrez Solís

Colima, Colima. 4 de mayo de 2017 (Agencia Informativa Conacyt).- En la Universidad de Colima (Ucol), el investigador Nick Varley y estudiantes de la Facultad de Ciencias recientemente realizaron una expedición a la Isla Socorro para evaluar el riesgo volcánico. 

islahead 5417

El doctor en vulcanología Nick Varley, nivel II en el Sistema Nacional de Investigadores (SNI) desde hace 18 años, lleva a cabo expediciones a esta isla volcánica que forma parte del archipiélago de Revillagigedo, en donde desarrolla los proyectos de investigación Evaluación del riesgo volcánico de Isla Socorro y Caracterización del sistema hidrotérmico.

Dr.-Nick-Varley-1.jpgDr. Nick Varley.Uno de los objetivos consiste en elaborar un mapa del gas radón, que es una de las fuentes más importantes de radiactividad natural, ya que donde hay más flujo de gas es donde existen estructuras como fallas geológicas.

“El propósito de ese trabajo es identificar las ubicaciones de las fallas principales relacionadas con el volcán”, indicó en entrevista con la Agencia Informativa Conacyt.

Un volcán activo sin estudiar

El profesor investigador de la Facultad de Ciencias de la Ucol explicó que en estos estudios se mide el dióxido de carbono (CO2) principalmente en la zona activa, en donde hay un sistema geotérmico, para comprender la dinámica de los fluidos en este sistema volcánico y caracterizarlo. 

El vulcanólogo, como parte de dichos estudios, revisa el mapa geológico con el fin de elaborar un mapa de riesgos que ayude a las autoridades navales a mejorar la gestión de riesgo y la protección ambiental de la isla.

“Es un volcán activo, cuya última erupción se registró en 1993 y no existen estudios sobre el riesgo que existe para la población, ya que en esta se ubica una base marina. Además alguna erupción podría afectar las rutas aéreas”, especificó.

Nick Varley explicó que el volcán se extiende en toda la Isla Socorro e incluso hasta tres mil metros abajo y aunque en muchas ocasiones le llaman Evermann, refiriéndose a los domos volcánicos que están en la cima, el nombre del volcán en su totalidad es Isla Socorro.

“Es un coloso con algunas particularidades. La situación tectónica de por qué existe este volcán no es muy clara; la formación de la isla se debió a la separación de las placas de Cocos y la del Pacífico, pero hace aproximadamente tres millones de años esa zona de separación de placas se movió y ahora está ubicada más al sureste”, detalló.

isal-rec1-5417.jpgDijo que en la actualidad, la dorsal oceánica, que es un tipo de relieve submarino, está abandonada, por eso aunque el magma sigue presente debajo de la isla, la realidad es que la tendencia de su actividad está bajando.

“Estas ubicaciones típicas en cualquier parte del planeta no producen volcanes grandes; el magma se queda abajo del nivel del mar, produce grandes flujos de lava, pero no produce suficientes para formar una isla volcánica”, afirmó.

Nick Varley mencionó que el magmatismo asociado a todo el archipiélago de Revillagigedo ha sido mayor a lo normal, lo que puede indicar la existencia de un punto caliente, pero no hay evidencia geoquímica para apoyar esa teoría.

Este tipo de colosos se mantiene más anómalo y requiere más trabajo para entender su estructura volcánica, indicó el investigador.

En los proyectos de investigación participa también el Instituto de Geofísica de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) en lo que se refiere a los estudios geoquímicos.

Los principales gases que expide el volcán Isla Socorro son dióxido de carbono, helio (He), hidrógeno (H) y metano (CH4). Sin embargo, otra anomalía es que son muy altas las concentraciones de metano e hidrógeno en comparación con los parámetros normales.

Isla-Socorro-1.jpg“También estoy realizando un análisis de la emisión térmica de la zona geotérmica para cuantificar y verificar si a través del tiempo ha cambiado esta caracterización, ya que con la emisión térmica y midiendo las temperaturas es una manera de cuantificar cómo está cambiando este sistema”, detalló.

Expediciones al coloso

En este 2017, el vulcanólogo Nick Varley, acompañado por estudiantes de la Facultad de Ciencias que cursan la carrera de ciencia ambiental y gestión de riesgos y estudiantes del extranjero que realizan sus prácticas profesionales, procedentes de países como Inglaterra, Alemania, Francia y Australia, realizó una expedición a la Isla Socorro en enero durante 21 días. 

De esta manera, los estudiantes en su viaje a la Isla Socorro llevan a cabo mediciones de gases y toman imágenes térmicas que son analizadas al regresar a Colima, pero sobre todo están viendo afloramientos, que son áreas en las cuales la superficie del terreno está constituida por capas de rocas expuestas, sin desarrollo de vegetación, generalmente dispuestas en laderas abruptas, formando escarpes y acantilados, así como zonas de rocas desnudas relacionadas con la actividad volcánica.

“Es importante analizar las erupciones de mayor magnitud que ha tenido el volcán de la Isla Socorro hace miles de años y no es muy clara todavía la extensión de los depósitos para esas erupciones grandes, por eso para identificar el riesgo en la actualidad debes identificar qué ha pasado antes”, señaló durante la entrevista.

Para llevar a cabo esta investigación, en un principio recibió apoyos del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt) y posteriormente de la Ucol, además de que ha contado con el respaldo de la Secretaría de Marina, la cual proporciona el transporte, hospedaje y alimentación en la base naval que se ubica en la Isla Socorro.

Ángel-Josué-Figueroa-Camarillo--1.jpgÁngel Josué Figueroa Camarillo.Previo a realizar estos viajes científicos, Nick Varley solicita el permiso a la Secretaría de Gobernación (Segob) y a la Comisión Nacional de Áreas Protegidas (Conanp) para verificar que con dichas visitas a la isla no haya un impacto ambiental.

Además, señaló que en la Isla San Benedicto, que se ubica aproximadamente a 55 kilómetros al norte de Socorro, existe otro volcán activo, el cual es muy difícil de estudiar por sus condiciones geográficas.

Varley confía que tras la declaración del archipiélago de Revillagigedo como patrimonio de la humanidad, se gestionen más recursos para fomentar la investigación geológica.

Mientras que el estudiante de octavo semestre de la licenciatura de ciencia ambiental y gestión de riesgos, Ángel Josué Figueroa Camarillo, comentó que durante 21 días desarrollaron diversos estudios en la Isla Socorro relacionados con la emisión térmica y la composición rocosa.

“En el aspecto académico, este tipo de experiencias es un complemento muy importante porque esta carrera se trata de prácticas de campo con dos enfoques en ciencia ambiental y gestión de riesgos para poder implementar medidas para mitigar los desastres”, señaló Figueroa Camarillo.

 

arroba14010contacto 1 Dr. Nick Varley
Profesor investigador de la Facultad de Ciencias, Ucol

corrico dos Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

image icon01Descargar fotografías.

pdf iconVer texto en pdf.

 

Licencia de Creative Commons
Esta obra cuyo autor es Agencia Informativa Conacyt está bajo una licencia de Reconocimiento 4.0 Internacional de Creative Commons.

 

 



Agencia Informativa Conacyt

 

 

 

Acerca de ≈

¿Quién está detrás?

>  info@conacytprensa.mx

  • Teléfono (55) 5322 7700 ext: 1030
Algunos derechos reservados 2015 ®
Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología
Conoce nuestras políticas de privacidad
logosfooter

México, D.F.

Av. Insurgentes Sur 1582. Delegación Benito Juárez 03940